Galería de imágenes.">

Tras los pasos de Belgrano

Cicloturismo en busca de los caminos que utilizó el general argentino en la campaña del Paraguay. Galería de imágenes.

Por

A veces la búsqueda de datos históricos nos lleva al descubrimiento de nuevos ámbitos para el cicloturismo. En este caso, una reseña sobre el general Manuel Belgrano y la campaña del Paraguay nos condujo al norte de Entre Ríos, a San José de Feliciano, para cruzar el río homónimo –tal como lo hiciera el ejército belgraniano– y ser recibido por algunos estancieros de la zona. La duda sobre si alguna de esas estancias permanecía en pie me llevó a contactar a “Feliciano en Bici”, una agrupación local que fomenta el cicloturismo.

 

Viajamos al lugar con Rodrigo García Cobas, y una templada mañana nos encontramos en la plaza principal con Miguel Monzón y Elías Urquiza para emprender la marcha que incluiría lugares emblemáticos de la zona. En la periferia del casco urbano visitamos a un talabartero y luego, pedaleando hacia el sur, enfilamos al Paso Bravo, con su antiguo puente de hierro sobre el río Feliciano, aunque antes salimos del ripio y sendereamos esquivando bañados y arenales. Miguel y Elías contaban que antiguamente la región era el balneario local, pero las arroceras de río arriba chupan tanta agua que el caudal disminuyó a la mitad.

 

Pedaleando hacia el noreste, el viento en contra nos acompañaría toda la jornada. Los caminos aquí están bien mantenidos, y en fila india íbamos a un promedio de 27 km/h, intercambiando la punta a medida que ganaba el cansancio.

 

Recorridos 29 km advertí un cartel con la leyenda La Esmeralda, una antigua estación abandonada del Ferrocarril Urquiza. Nuestros guías conocían su ubicación aproximada, pero llegamos a ella con la indicación de un lugareño que llevaba a sus hijos al colegio: “Síganme que paso por allá”, por lo que enfilamos tras su scooter. El abandono del lugar es total y nos sorprendió que aún sobreviviera un nomenclador de madera. A la sombra del andén techado y rodeados de arañas tamaño XL comimos unas naranjas y descansamos.

 

 

 

 

 

 

 

Nota completa en la edición 489 de Weekend, junio de 2013. Si querés suscribirte a la revista y recibirla en tu domicilio, clickeá aquí.

Temas en este artículo: ,

Deja un comentario