Friday 21 de June de 2024
INFORMATIVO | 25-08-2023 13:40

Misterioso: encuentran restos fósiles de un niño vampiro en un cementerio de Polonia

Fueron hallados por un equipo de arqueólogos de la Universidad Nicolaus Copernicus de ese país europeo mientras se encontran realizando tareas de excavación en una milenaria necrópolis cristiana. ¿Cúantos años tenía el pequeño?
Ver galería de imágenes

Mientras se encontraban realizando tareas de excavación en un cementerio cristiano del siglo XVII ubicado en la localidad de Pień, en el sureste de Polonia, un equipo de arqueólogos se llevó el susto de sus vidas al encontrar nada menos que varios huesos fosilizados que, según afirmaron, pertenecieron a un niño vampiro.

Según relataron los autores de este sorprendente hallazgo que estuvo a cargo de Dariusz Poliński, profesor de arqueología en la Universidad Nicolaus Copernicus en Torún, los restos fósiles pertenecieron a un chico de aproximadamente entre unos 5 a 7 años de edad, quien, al morir, fue sepultado boca abajo y con un grillete triangular en uno de sus tobillos, lo que era una práctica de enterramiento contra los vampiros muy utilizada en muchos países de Europa del Este desde el siglo XIV, y que tenía como objetivo principal evitar que éstos pudieran volver a vivir,

2508_niño vampiro

Cabe señalar que, a tan solo un par de metros de distancia de los restos recientemente encontrados, el año pasado los arqueólogos habían encontrado los restos de una mujer vampira adulta que fue enterrada con un candado en el dedo gordo del pie izquierdo y con una hoz sobre el cuello, destinada a cortarle la cabeza en caso de que intentase resucitar de entre los muertos.

“El lugar en el que hemos encontrado tanto los restos de la mujer vampiro como el de este niño vampiro seguramente fue un cementerio para los excluidos, para todos aquellos que por motivos varios no eran aceptados en los cementerios cristianos”, comento Poliński.

2508_niño vampiro

Los arqueólogos creen que una gran cantidad de las personas que fueron enterradas en ese cementerio cristiano polaco provocaron mucho miedo y temor entre los habitantes de la zona, no solo a lo largo de su vida sino, incluso, hasta después de sus muertes, por lo que fueron enterradas siguiendo los ritos con los que se creían que se podía evitar su resurrección.

Enterrar a alguien bocabajo representaba anclarle a la tierra. El grillete en el pie simbolizaba el cierre de una etapa de la vida, y, además, se creía que impedía el regreso del fallecido al mundo de los vivos”, señaló el especialista.

2508_niño vampiro

"Las formas de protegerse contra el regreso de los muertos incluían cortar la cabeza o las piernas del fallecidoenterrar el cadáver bocabajo, quemarlo o aplastarlo con piedras", concluyó Poliński.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend