miércoles 29 de enero de 2020
12-12-2019 18:16 | TURISMO

Cómo es el Día de los Muertos en Ixtapa

Esta celebración típica mexicana se convirtió en un atractivo turístico novedoso y muy fuerte. Vivir la experiencia de primera mano es fundamental para conocer al pueblo y sus orígenes, junto con disfrutar de sus playas y de su gastronomía. Ver galería de imágenes

Vivir el Día de los Muertos en México es una experiencia inigualable. Por algo se ha convertido en un atractivo turístico más del país, junto a sus ruinas históricas, la gastronomía y las playas paradisíacas. Y lo mejor es experimentarlo en pueblos pequeños para poder sentir el sabor más auténtico de una conmemoración que se celebraba antes de que llegaran los españoles a colonizar el territorio. 
“Nuestros antepasados le rendían tributo a la muerte porque creían que después de la etapa terrenal seguía algo más en un camino hacia arriba”, cuenta Miguel, un vecino de Ixtapa, pequeña ciudad mexicana de la costa del Pacífico. Desde tiempos inmemoriales hacen un altar con las mismas características de los que se ven en la actualidad para homenajear a esa persona que ya no está viva: allí ponen las cosas que le gustaban al difunto, desde la comida (fresca) hasta juguetes, instrumentos, todo adornado con claveles chinos de un naranja fuerte, velas, Catrinas (esqueleto femenino vestido) y carbón con copal (un tipo de sahumerio) para perfumar.

1212_ixtapa3
La festividad dura una semana y empieza el 28 de octubre, que es el día dedicado a los que murieron en accidentes; el 29 es para los que no tenían familia o eran criminales; el 30 se reserva para los que murieron ahogados, el día siguiente para los muertos en general y los niños. El 2 de noviembre es la celebración más grande e incluye fiesta y brindis varios. “Es una manera de honrar a todos nuestros muertos y también para sentir que siguen aquí, con nosotros”, finaliza Miguel. 
Los altares están por todos lados y son una realización colectiva: en la calle, en las zonas comerciales, en las casas, en los hoteles y en los restaurantes se los puede ver, siempre con retratos de los muertos homenajeados en un lugar destacado. Hace cuatro años se incorporó un desfile callejero multitudinario, en el que tanto participantes como espectadores se disfrazan de esqueletos y Catrinas mientras bailan al son de típicas rancheras. Y, claro, la comida no puede faltar: desde tortas de chocolate con corazón violeta o el clásico pan de muertos, una dulzura de harina con forma de cadáver cuyo relleno varía según la región. 

Mercados y comidas típicas

La ciudad de Zihuatanejo es bien mexicana: con la iglesia de Guadalupe como centro, está llena de locales sin aire acondicionado ni puertas, que venden aguas frescas, quesadillas y diferentes tipos de cocido. Como es zona montañosa, las casas coloridas parecen colgadas de la colina. Es populosa y tiene un mercado en el que se venden frutas, verduras, ropa y chucherías de todo tipo, especiales para llevar de souvenir. Aquí los precios son más bajos que en el mercado de su vecina Ixtapa. Además tiene un puerto activo, salvo en festividades como la de los Muertos, pues muchos habitantes permanentes viajan a sus pueblos para compartir la celebración en familia. Llegar desde el hotel en colectivo es simple, ágil y muy barato.

1212_ixtapa4

Cercana a Zihua, como le dicen los locales, está el complejo turístico de Ixtapa, que fue planificado en 1968 por el Fondo Nacional de Fomento al Turismo ante la necesidad de crear una oferta hotelera de lujo. Por eso tiene un parquizado perfecto. Sus habitantes viven de la pesca y del turismo. Sin dudas, su mayor atractivo son las playas de arena suave y agua más cálida que lo habitual en el océano Pacífico. Playa Linda hace honor a su nombre y es la de aguas más tranquilas. Punto indicado para cruzar a la isla de Ixtapa (apenas 15 minutos de lancha), que no tiene energía eléctrica, fue escenario de un par de películas y sus costas son una sucesión de restaurantes de pescados y mariscos instalados sobre la arena. 
La lancha desembarca en el muelle de Playa Varadero y, apenas cruzando al otro lado (a menos de 10 metros), está playa Coral, donde prevalece el snorkel para ver los corales y la innumerable variedad de peces que hay. Al principio, el recorrido es guiado por un local pero dejan el equipo para nadar todo lo que uno quiera, pidiendo por favor que no pisen los corales. 


Y si se arriesgan a probar lo que se prepara allí, las picadas de mariscos se hacen en una cocina limpísima, o se puede tomar una cerveza mexicana, mirando como los otros están metidos hasta el cuello en el agua, refrescándose de otra manera. Sí, porque aquí hace mucho calor, sobre todo en noviembre, con temperaturas que oscilan entre los 23 y 35 grados. Y es muy húmedo, por lo que todo se vuelve pegajoso. Al mediodía la isla se llena, así que mejor volvemos al hotel en busca de paz y frescura.

Como en una hacienda

1212_ixtapa6

Justo enfrente de la isla está el all inclusive más deportivo, Club Med Ixtapa Pacífic, un resort 4 estrellas ubicado entre las montañas de Sierra Madre y el océano. Ixtapa significa en náhuatl (lenguaje azteca) “la región blanca”, y es reconocida por sus coloridos atardeceres. Este sitio es ideal para practicar deportes como sailing en catamarán desde su escuela de vela, stand up paddle, kayakismo, trapecio volador, tiro al arco, yoga y diferentes tipos de ejercicios físicos, tenis y fútbol. Y como buen all inclusive, estas actividades están incorporadas al precio de la estadía, lo mismo que la comida auténtica mexicana (el picante es opcional) y la bebida, siempre abundante. Las habitaciones son muy amplias y cómodas, distribuidas en edificios de tres pisos de estilo hacienda y hasta tiene un spa con servicios de primer nivel. Festejar el Día de los Muertos, en México, también regenera vida.

Galería de imágenes

Etiquetas: Día De Los Muertos Halloween Ixtapa Zihuatanejo México Océano Pacífico Club Med Ixtapa Pacific Snorkel Playa Buceo Tiro Al Arco
Patricia Daniele

Patricia Daniele

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Música

Conociendo Rusia: "Loco en el desierto"

Espacio Publicitario