Sunday 21 de April de 2024
PESCA | 10-12-2023 10:00

Un pez pura potencia: el sargo ya pica en las piedras

Su talla no va de la mano con la fiereza de su pique. Se lo pesca en zona de piedras y es común perder decenas de anzuelos en su búsqueda. Consejos para pescarlos.

La novedad del pique de sargos estuvo en la voz de amigos rionegrinos, pero, en las últimas jornadas, nos llegó el dato de su captura en las costas bonaerenses, en puntos clave como la zona de pedregales del partido de Tres Arroyos, una playa con muchos sargos y que brinda la chance de disfrutar de una combativa especie, con una relación peso – potencia digna de probar alguna vez. Hasta allí viajaron en los últimos días, amigos de Miramar, entre ellos, nuestro referente del club Albatros, Sebastián Nazar. Suelen buscar mucho a esta especie, y apostaron por dar con los primeros en la zona de Claromecó, obteniendo buenos resultados. 

0712_sargos

El sargo está en la piedra, allí consume de pequeños crustáceos, algas y mejillones. Arranca a picar promediando el mes de noviembre, y extiende su temporada hasta mediados de abril. Este duro rival nos obliga a intentar su pesca con mucha rusticidad, por estar en una constante lucha con las piedras que se quedarán con gran parte de nuestro equipo. Los que saben, nos recomiendan el uso de reels cargados con nylon grueso, alrededor de 0,45 mm a 0,50 mm, sin chicote y líneas armadas en una madre de 0,60 mm con uno o dos anzuelos y un fusible en el plomo de nylon más fino. La simpleza minimiza el enganche, por lo que cada accesorio que evitemos, será mejor. Incluso muchos usan un simple lazo para las bajadas cortas en una medida aproximada que va de 0,30 a 0,35 mm, y rematadas de un anzuelo del N.º 3 al 5 que trataremos que sea blando para enderezarlo si es necesario.

0712_sargos

En lo que respecta a la carnada, usualmente se encarna con camarón, preferentemente sin cola ni cabeza, con cáscara y patas. Si tenemos mucha actividad y está a poca distancia no conviene atarlos para pescar más rápido. Esporádicamente se pesca con una boya en el inicio de la línea. El plomo varía entre los 80 y 150 gr, tanto tradicionales como cualquier otro elemento que reemplace al mismo, ya que como dijimos: se pierde más de lo que se gana.

0712_sargos

Claromecó, con sus saltos y pedregales es una excelente alternativa para intentar con el sargo, un ilustre desconocido para algunos pescadores, pero un imán para muchos otros. Pruebe tener uno del otro lado de la línea, compruebe el desafío de pescarlos, y luego nos cuenta. 

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend