Sábado 30 de mayo de 2020
PESCA | 08-04-2020 13:42

Pesca: en Chaco algo huele a podrido

La provincia habilitó la “pesca comercial de subsistencia”. Un artilugio legal para favorecer económicamente a unos pocos y destruir el recurso natural de los ríos.
Ver galería de imágenes

Algo está mal. O yo como un simple pescador, ciudadano, persona no entiendo. Entre todos estamos tratando de cuidar nuestros ríos, nuestros recursos y las autoridades de una provincia del Chaco firman una disposición que autoriza la pesca comercial.

Sinceramente, me cuesta creer que esto pase. Esperemos puedan rever esta situación y dar marcha atrás a las ganas de seguir con la matanza indiscriminada de peces con los ríos en bajante. No sabemos cuál es la razón, pero sí que no es el momento. 

Aguardamos que las autoridades tomen nos brinden un "por qué", que nos llene de satisfacciones. Por lo pronto, tratemos de cuidar los ríos Paraná y Uruguay, de lo contrario lo vamos a lamentar.

La resolución que así lo autoriza es la 393-20, del 6 de abril de 2020, de la Secretaría de Desarrollo Social y Ambiente del Chaco, a través de la cual se habilita la pesca comercial con carnet de subsistencia, no así la pesca de costa ni deportiva. Todos los que hace años que estamos en el sector deportivo sabemos qué tal medida es una falacia, y que está hecha para el enriquecimiento de unos pocos. Desde el comienzo de la cuarentena, el decreto de aislamiento social firmado por el Gobierno Nacional exceptuaba la pesca de subsistencia, tal como avala Prefectura un un comunicado. ¿O qué otra cosa es la “pesca comercial de subsistencia” que no sea el negocio encubierto de unos pocos?

Según informa el portal 7Corrientes, “La orden administrativa fue tomada días luego de que el gobierno de Corrientes anunciara el pago de subsidios a pescadores por ser uno de los sectores más castigados por el cese de actividades, luego de que así lo reclamara el Estado nacional en el marco de las medidas de contingencia que adoptó para combatir el COVID-19.”

Evidentemente, la decisión adoptada por Chaco no es de la Dirección de Fauna, sino que es política, y parece que es un buen momento para hacer negocios con el pescado porque, lejos de la subsistencia, los frigoríficos lo van a comprar a centavos porque abunda, y a vender a precios descomunales. De más está decir que el transporte de pescado precintado en camiones frigoríficos está permitido. Pero de las medidas de sanidad poco se sabe.

 

Galería de imágenes

Julio Pollero

Julio Pollero

Más en

Comentarios

También te puede interesar

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario