Jueves 15 de abril de 2021
ARMAS | 18-11-2016 09:39

Argentinos en el Blade Show

Un grupo de destacados artesanos locales presentó sus obras en la más importante muestra de cuchillos del mundo. Cosechó una gran ovación gracias a la originalidad de sus productos.
Ver galería de imágenes

El Blade Show, que se celebra todos los años en la ciudad de Atlanta, en los Estados Unidos, está considerado el más importante evento de cuchillos del mundo.

La edición del corriente año en el “Cobb Gallería Center”, congregó a una gran cantidad de público que recorrió con entusiasmo las 650 mesas y los 300 stands, en los cuales cuchilleros de todas partes exhibieron sus trabajos ante miles de visitantes.

Pero en esta oportunidad, contó con una particularidad muy significativa para nosotros: la presencia de un grupo de artesanos argentinos. El año pasado los hermanos Sobral –responsables de la marca de cuchillos artesanales CAS– dieron el primer paso, reservando una mesa en la muestra. A esa iniciativa se fueron sumando otros amigos, llegando a ser siete los viajeros. La comitiva quedó conformada por Claudio, Ariel y Marcelo Sobral, Mariano Yanonni, Javier Vogt, Mauricio Daletzky y Hernán Toth. Este último, un apasionado del tema, pero no cuchillero.

Si bien la idea inicial era viajar al Show y exponer las obras de “CAS”, Claudio Sobral invita a Javier Vogt –artesano especializado en plegables– a realizar un par de trabajos en colaboración con ellos.El resultado fue un magnífico combo formato Bowie, consistente en un cuchillo fijo y uno plegable.

Posteriormente, Mariano Yanonni confecciona dos plegables de fricción para acompañar otras obras de CAS, y Mauricio Daletzky realiza un espectacular damasco para una daga, junto con su vaina.

La conjunción de estos artistas ya había arrojado hermosas piezas para exponer, pero… faltaba algo. Algo impactante, una pieza principal que atrajera la atención del público a la mesa de los expositores argentinos. La elección fue realizar un cuchillo-pistola (foto principal). Conocedores del gusto del país en el cual exponían, la hoja tendría un estilo Bowie y el arma de fuego asemejaría un Winchester palanquero, ambos tan identificados con una época.

20160603_175458

Manos a la obra

De esta forma comenzó un largo proceso de diseño, en el cual había que replicar el estilo del arma original, sumarle una imponente hoja y adaptar el mecanismo de avancarga, ya que por cuestiones legales resultaba imposible hacerlo de retrocarga. Y además, tratando de lograr una pieza equilibrada y atractiva.

Lo primero fue preparar el acero damasco, a lo que siguieron muchísimas horas de maquinados, ajustes y terminaciones. Como la pieza requería de una presentación especial, se realizaron accesorios típicos de carga y limpieza para este tipo de arma y su vaina. El toque final: grabados a buril de Cristian Silva y un estuche de presentación a cargo de Guillermo Scarilli, ambos reconocidos artesanos de nuestro medio.

Una vez en el lugar, nuestros representantes se encontraron con largas filas de mesas –“casi hasta el horizonte”, describió Javier Vogt–, las que fueron ocupadas por expositores de todas partes del mundo, ya que esta actividad trasciende las fronteras. Y una cena de bienvenida organizada por la “Custom Knives Collectors Association” les sirvió para tomar un contacto personal con ellos.

sobral_160604e-web

Una decición trascendental

Además de exhibir sus obras, los artesanos pueden presentar piezas para competir por

los premios. Por lo tanto, decidieron presentar dos cuchillos de CAS y el cuchillo-pistola, realizado en conjunto.

Al momento de devolver las piezas para que continúen expuestas, el editor del Blade Magazine  –Steve Shackleford– se cruza con Javier y le dice: “You won” (Usted ganó).

La alegría invadió a la delegación argentina y, en medio de los festejos, toman conocimiento de que su cuchillo “Winchester” había obtenido el premio “Best of the rest”, una categoría en la que compiten obras con formatos no tradicionales.

La calidad de los artesanos argentinos es bien conocida localmente por los que somos aficionados a los filos, y muchos de ellos han comercializado exquisitas piezas en el exterior. Este lauro obtenido en una muestra internacional, habla a las claras del alto nivel obtenido por los participantes. Vaya para ellos nuestra admiración y sinceras felicitaciones.

sobral_160604g-web

Nota completa publicada en la edición 530 de revista Weekend, noviembre 2016.

También te puede interesar

Galería de imágenes

Pablo Crespo

Pablo Crespo

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend