Miércoles 28 de julio de 2021
TURISMO | 28-12-2020 16:54

Lufthansa se reinventa para conectar Argentina con Europa

Un panorama de la industria aérea mundial a través de la visión del representante de la compañía en el Cono Sur. Menos aviones, reducción de personal y apuesta al transporte de carga, en el que la Argentina juega un papel muy importante. Las restricciones para entrar a Alemania.
Ver galería de imágenes

Este 2020 fue el peor año de la historia de la aviación. La afirmación corre por cuenta de Luis Monreal, Director General para Argentina, Bolivia, Chile, Paraguay y Uruguay de Lufthansa, una de las principales empresas del rubro a nivel mundial y que lleva 60 años viajando a nuestro país: “Solo se trasladó al 1 % de pasajeros, con 90 y tanto de los aviones parados, cubrimos un 2 % de los vuelos y mantuvimos cinco destinos intercontinentales en los que no se dejó de volar en ningún momento. Uno de ellos San Pablo. Pero ya se está produciendo una recuperación gradual, en fases, viendo cómo ir recuperando ciudades para cubrir la red global a nivel continental y después intercontinental. Uno de nuestros grandes clientes, el viajero corporativo, está completamente parado por la pandemia, primero porque las empresas paralizaron o corrigieron sus políticas de viaje, y también porque ya se habituaron a comunicarse vía Zoom. Aunque creemos que en el futuro volveremos a recuperar a este tipo de pasajero hará solo lo necesario y urgente”.

En cambio, para el ejecutivo que respondía vía Zoom a las preguntas, el viaje familiar y de visita a parientes y amigos, o de vínculo con sus orígenes, será el tráfico más sostenible en el tiempo y es resistente a la crisis. Es más, a nivel global es de los pocos que se mantiene. Lo que los ayudó a sobrevivir fue la demanda de transporte de carga internacional, algo que vieron en pandemia como una fortaleza del negocio: venían dos cargueros a Buenos Aires vía San Pablo y Montevideo, con un requerimiento mucho más alto que de pasajes. Ahora van a sumar una tercera frecuencia porque funciona.

1003_alemaniaunificada

Reingeniería

¿Cómo hizo una empresa tan grande para sobrevivir todos estos meses? Por un lado tuvo ayuda del gobierno alemán por medio de un préstamo que deberán devolver en cuatro años. Pero también hicieron una reducción de los egresos de más del 70 %, en estos meses de aislamiento, la solución que les quedó fue hacer una reingeniería de los costos y ajustarlos. De todos modos, la compañía se va a achicar. Hoy tienen 138.000 empleados y en los próximos años bajará a 100.000. También se achicarán en cantidad de aviones pues piensan desprenderse de al menos 150 de los 760 que tienen.

“Bajaron las horas trabajadas por empleado, ajustamos la capacidad del avión que vuela a San Pablo, adaptándonos al volumen de negocio, a la demanda, a la expectativa y a las restricciones implementadas, todos elementos que condicionan la movilidad de un destino. Teníamos tres frecuencias semanales y ya las aumentamos a cinco. Para eso cambiamos de equipo y pasamos a un avión más chico. Con respecto a la Argentina, tomamos la decisión de volver pese a las restricciones, con tres vuelos semanales. Mientras no haya más apertura y cierta infraestructura para recibir a más gente, estamos limitados”, explicó el ejecutivo. Apuestan a mantener esos tres vuelos de pasajeros con índices de ocupación del 50 %.

1228_lufthansa

Afortunadamente, la empresa alemana tiene aprobada hasta marzo la ruta Ezeiza- Frankfurt y esperan la posibilidad de planificar con seis meses de antelación. Los vuelos se hacen con un Boeing 747-8 que tiene una gran capacidad de transporte de mercadería en la parte inferior, una demanda que nunca cayó.  “La ruta de Buenos Aires es la de mayor contribución de carga a nivel mundial -asegura Monreal-. Es la ruta número 1 en el mundo para Lufthansa. Se transporta de todo: productos farmacéuticos, importación y exportación de carne, perecederos, arándanos, cerezas, cuero y caballos (una carga muy habitual). Creemos que la industria total se va a achicar en los próximos años y que la recuperación no se va a producir antes del 2024 o 25, para alcanzar niveles del 2019”.

Testeos en el aeropuerto

Para ponerse en carrera en este panorama incierto, comenzaron haciendo testeos rápidos de Covid-19 en los vuelos entre Hamburgo y Munich, a modo de prueba piloto con el objetivo de tener vuelos libres de coronavirus (cleen flights). Esto les funcionó bien y esperan extender el proceso en función de las necesidades y las condiciones de los países. Ya testean en estos dos aeropuertos y en Frankfurt, para que fluya el tránsito de pasajeros. En cuatro horas tienen el resultado, que llega vía mail y habilita a tomar el avión para volar a Buenos Aires. La responsabilidad es del pasajero. Mientras tanto siguen haciendo chequeos de temperatura, piden un PCR negativo antes de subir, una declaración jurada y el OK de migraciones, pues la compañía paga una penalidad si llega un viajero sin el estudio hecho. Como en el resto de las aerolíneas, el test es pagado por el pasajero. El más rápido, de 150 minutos, tiene el valor de 79 euros y el de seis horas, 139.

Fuimos los primeros que pusimos eso en los aeropuertos. San Pablo tiene uno también y en la Argentina, si fuera necesario, firmamos un acuerdo con el laboratorio Rossi”. Afortunadamente ya se implementaron los análisis en Ezeiza siguiendo las indicaciones del gobierno nacional.

1111_ezeiza

Cambio de hábito

Según el ejecutivo con base en Buenos Aires, los hábitos de los pasajeros cambiaron y las compañías aéreas se tuvieron que ajustar. Ahora compran el pasaje o a muy corto plazo o, por el contrario, a largo plazo. Tienen reservas para las próximas 4 a 6 semanas, o para dentro de seis meses, para mayo, junio, julio, agosto, en una escalada muy potente. Usando el ingenio, ya implementaron en el vuelo desde San Pablo una opción en Economy para comprar los tres asientos de la fila y entonces entregan un colchón para convertirlos en cama si hay disponibilidad. El Sleepers Row tiene un costo de San Pablo a Frankfurt de 220 euros y es una idea que despertó mucho interés entre los clientes. Además, en las rutas continentales sustituyeron el servicio de catering y lo cambiaron por un método de pago, alineándose con el resto de las aerolíneas europeas. “La industria tiene que regenerar y adaptarse. A partir de enero se volará con aviones de Edelweiss, condicionado a lo que suceda en el país. Esta empresa tiene un perfil más vacacional, con clientes centroeuropeos que venían a pasar unos días a la Argentina, y operar los de carga con Swiss", acotó el ejecutivo. Los vencimientos de millas que se producirían de este año, se postergan por 12 meses; las tarifas ahora tienen mayor flexibilidad al menos hasta finales de febrero sin cargo. Sigue la obligatoriedad de usar barbijo aunque no piden un modelo en especial, solo que no pueden ser máscaras de toda la cara y hay que cambiarlo en varias oportunidades en el avión. Así que recomiendan llevar varios.

0622_frankfurt3

Restricciones de viaje para Alemania

Por regla general, la entrada a Alemania desde la Argentina no es posible debido a las restricciones de entrada existentes. Así que el ingreso  debe ser permitida bajo las restricciones de entrada de Covid con las siguientes excepciones:

  • Ciudadanos alemanes y de la UE, Islandia, Liechtenstein, Noruega, Suiza y Gran Bretaña.
  • Esto significa que personas con doble nacionalidad argentina y europea, con o sin domicilio en Alemania, pueden entrar para todos los propósitos de viaje, sin visa.
  • Personas con residencia vigente en Alemania.
  • Diplomáticos, personal de organizaciones internacionales, militares y trabajadores humanitarios en el ejercicio de sus funciones.
  • Visitas temporales de familiares y parejas de hecho.
  • Entrada al país a corto plazo como personal especializado, socio comercial o motivos médicos imperativos.

Galería de imágenes

En esta Nota

Patricia Daniele

Patricia Daniele

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend