Sábado 24 de julio de 2021
TURISMO | 01-12-2020 17:54

En primera persona: estresante experiencia en Ezeiza para embarcar

Qué tener en cuenta antes de viajar en avión. Estar preparado para todo es la consigna. Experiencia personal de un primer vuelo post cuarentena.
Ver galería de imágenes

¡Volvimos a viajar! Extrañaba realmente los viajes y tuve la oportunidad de ser parte del primer viaje de prensa a La Rioja luego de la cuarentena. Ese relato será parte de otra nota, pero la experiencia de pre embarque en Ezeiza fue realmente estresante, tanto que agobia, y eso si voy a relatar ahora.

Al llegar a la terminal C, la que corresponde a los vuelos nacionales por estar cerrado Aeroparque, hay que formarse en fila afuera del edificio, de acuerdo con el destino al que uno se dirige. Con relativa distancia social y como si fuera a viajar en el tren Roca, personal del aeropuerto controlaba que los viajeros tuvieran vía libre para trasladarse con la aplicación Cuidar. Esto ya provoca demoras porque no todos lo saben o lo tienen.

Como periodista, y habituada a usarla en la labor diaria, la tenia y pasé. Y entré al aeropuerto, donde ya nos mezclábamos todos. Hice la cola para entregar la valija y ahí empezaron los problemas.

0112_EZEIZA

Uno de los requisitos que imponen hoy las líneas aéreas es que el check in se haga on line, entonces se supone que el proceso en el desk será rápido. Pues no. La empleada que me atendió, amable y solícita, tenía un listado impreso con letra diminuta que indicaba los requisitos de cada destino.

Empezó pidiendo el documento, buscó mi reserva y comenzó a pedirme cosas: la habilitación de la app Cuidar que le mostré, el test de COVID, negativo, que le mostré, y finalmente me pide el permiso para viajar en avión (algo que no figuraba en las indicaciones de la aerolínea, que había chequeado previamente).

"En la app cuidar dice que estoy habilitada para tomar transporte público, ¿es suficiente con eso?", señalo. “Voy a preguntar”,  me responde muy amable Claudia. Y vuelve al rato diciendo que no, que yo tenía que validar mi viaje en una página web del gobierno porque era un requisito de la provincia.

Lo empecé a hacer en el mismo mostrador. Pero me pedía tantos datos, como CUIL de mi empleador o de la empresa que me habilitaba a viajar (como si ser trabajador esencial no fuera suficiente). Así que le agradecí a Claudia y me fui a sentar para completar tranquila los datos sentada desde el celular.

0112_EZEIZA

A todo esto le avise del requisito al resto de los integrantes del grupo que tenían que completar un requisito más que no nos habían pedido. Lo llenamos y fuimos todos juntos a hacer nuevamente el trámite en el mostrador. A esa altura ya había pasado tanto tiempo que incluso tuvimos que esperar el cambio de turno de los empleados. 

Y cuando el nuevo empleado nos fue pidiendo los documentos a los integrantes del grupo, sólo nos solicitó la constancia de que no teníamos coronavirus ¡y nos entregó los pasajes! Todo el estrés que habíamos pasado en la hora anterior tratando de conseguir los datos que nos pedía la web del gobierno había sido en vano.

Ah, dos días después me llegó por mail la constancia autorizándome a viajar en avión. Claro ya hacía dos días que estaba en La Rioja. Así que ya saben, vayan preparados a cualquier exigencia o sorpresa, porque esto puede volver a pasar.

0112_EZEIZA

Galería de imágenes

En esta Nota

Patricia Daniele

Patricia Daniele

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend