domingo 21 de abril de 2019
22-03-2019 16:20 | TRAVESíAS

25 rutas a través de paisajes inolvidables - CENTRO

Guía de caminos casi desconocidos para quienes disfrutan de manejar y descubrir parajes increíbles. Ideal para los fines de semana largos.

CENTRO

19 V G Belgrano - La Cruz Merlo

Km: 138. Tiempo estimado: 4 hs. Turismo: Villa General Belgrano, Tel.: (03546) 461215 / Merlo, Tel.: (02656) 476078. Precauciones: averiguar el estado del camino. Recorrido: embalse Río Tercero, Amboy, museo Dalmacio Vélez Sarsfield, cruce río Quillinzo, senda de montaña de gran belleza paisajística, mirador Pueblo Escondido, cerro Aspero, Mirador de los Cóndores, Mirador del Águila, Merlo, Algarrobo Abuelo. Observaciones: mejor camioneta o SUV, no requiere 4x4; autos con precaución.

Descripción: la pintoresca Villa Gral. Belgrano nos despide con acento alemán en su arquitectura, bordeando Santa Rosa de Calamuchita. La ruta transcurre entre pinares hasta que van desapareciendo y dando lugar al azul del embalse. Trasponemos su paredón y avanzamos hasta la rotonda que, en la localidad de Embalse, nos derivará hacia el bosque donde se levanta el viejo complejo hotelero del gobierno nacional. Una vista a la planta atómica y un bucólico paisaje con el recorte de las altas cumbres. La Cruz, su iglesia de piedra y la propia cruz de hierro aparecen a poco de empezar a desandar el camino de tierra, que se tornará blanquecino por momentos debido a los emprendimientos calíferos cercanos. Tomaremos la senda que traspone el río Quillinzo, la más intrincada y bella que luego se suma al camino principal. Discurre por una angosta huella que pasa por emprendimientos ganaderos y puestos perdidos en las quebradas de los cerros. Una curva a la izquierda en descenso nos devuelve a la ancha ruta de ripio. El entorno será cambiante e irá perdiendo el verdor, que quedará para ser sólo manchas en el paisaje pedregoso de las alturas. Deberemos abrir y cerrar varias tranqueras. Pequeños riachos, asentamientos o comunidades como Lutti serán parte del recorrido. Después el camino desmejora un poco y en partes se transforma en una huella pedregosa, sobre todo luego de lluvias que lavan los rellenos y dejan piedras al aire. Un cartel en el camino indica el ingreso al duro camino de 4x4 de la mina. Seguimos, algunos puestos más, unos retomes y una última tranquera divide Córdoba de San Luis. Llegamos a El Filo. Desde allí o de su parador, podemos avistar a vuelo de pájaro todo el valle de Conlara. Comienza el asfalto, que siguiendo el intrincado filo de las quebradas, nos hará llegar a la tranquila y hermosa ciudad de Merlo.

 

20 Villa Carlos Paz - Mina Clavero

Km: 106. Tiempo estimado: 2,5 hs. Turismo: Villa Carlos Paz, Tel.: 0810-888-2729; Mina Clavero, Tel.: (03544) 470171. Precauciones: con cuidado en época de lluvias. Recorrido: Villa Carlos Paz, Camino de las Altas Cumbres, puentes colgantes, El Cóndor, Parque Nacional Quebrada del Condorito, Mina Clavero, Nono, Yacanto, La Paz. Observación: mejor camioneta o SUV, no requiere 4x4; autos con precaución, suele estar roto en la zona de los puentes colgantes.

Descripción: Villa Carlos Paz va desarmándose a medida que los cerros comienzan a levantarse a nuestro lado y un último semáforo parece liberarnos hacia la naturaleza. Casi, casi una larga recta nos hace llegar a San Antonio de Arredondo. Desde allí avanzamos, hilvanando curva a curva pequeñas localidades serranas que invitan a su ingreso para disfrutar del río San Antonio que las acaricia con su cauce. En la pequeña Cuesta Blanca, la RP 14 nos estimula mediante un ascenso con bastantes curvas, anticipándonos lo que vendrá. Así, giro a giro, se irán pasando los kilómetros y a los 8 de haber comenzado a subir, un cartel indicará el desvío a la derecha, hacia Copina. Serán un poco más de 12 km mientras admiramos el macizo pétreo de las Altas Cumbres, parte de las Sierras Grandes y los innumerables faldeos que se desprenden de él. Entonces, tomaremos un desvío a la derecha. El camino es de tierra y no suele estar en el mejor estado en la zona media, mucho más pedregosa; así que lo transitaremos con precaución. Comienzan a aparecer el primero de los cinco puentes colgantes con su piso de tablones, bulones y gruesas cuerdas de acero. Continuamente se notan, al andar, huellas de los trabajos de antiguas extracciones de cuarzo, mármol y mica. Tras 20 km aproximadamente llegaremos al antiguo Hotel Cóndor, una construcción de piedra abandonada. Un poco más y ya nos encontramos en el ancho asfalto de la RP 34 que, a poco de andar, nos sorprende con un larga bajada y su correspondiente subida, donde se encuentra un homenaje al Cura Brochero, artífice de esta gran obra de ingeniería. Por los próximos kilómetros sólo queda disfrutar del excelente camino y sus espectaculares paisajes, finalizando con un hermoso descenso al valle de Traslasierra.

21 Capilla del Monte - Ischillín

Km: 67. Tiempo estimado: 1,5 hs. Turismo: Tel.: (03548) 48-2200. Precauciones: cuidado en época de lluvias. Recorrido: Quebrada de Luna, Los Terrones, Ongamira, Cuevas de Ongamira, Museo Fader, Ischilín, antigua iglesia Nuestra Señora del Rosario. Opción Cerro Negro, Villa Albertina, iglesia jesuítica Santa Catalina, Ascochinga. Observaciones: apto auto con precaución.

Descripción: el cerro Uritorco, a cuyos pies se encuentra Capilla del Monte y su curiosa calle techada, será nuestro punto de partida. La Ruta 38 hacia el norte nos llevará tras unos pocos kilómetros al ingreso a la RP 17 y su traza de tierra. Las Sierras Chicas dejan asomar entre sus quebradas los rojos farallones de arenisca de Los Terrones, donde podemos ingresar para caminar por sus senderos y sorprendernos con las figuras y formas que la naturaleza ha tallado. A la izquierda, el cerro Pajarillo todavía guarda el secreto del supuesto aterrizaje ovni en la década del ‘80. Superamos un vado y comenzamos a acompañar un pequeño arroyo que, tras las lluvias, puede sorprendernos por su furia. Un puente, varios vados más, mientras va asomándose el Colchiquí, un cerro de piedra negra que se destaca entre los demás, lugar sagrado de las comunidades originarias. Embelesados vamos hasta que nuevamente la aparición de cerros romos, gastados y rojizos delatan que estamos llegando a Ongamira y sus cuevas. Una subida y alcanzamos Puerta del Cielo, donde el turismo concurre por las noches a develar o dejarse sorprender por los secretos de los cielos. Si volvemos sobre nuestros pasos casi 6 km, podemos tomar hacia el Norte, el cartel indicará Museo Fader Ischilín. El camino casi siempre está en buen estado. Pasamos por la puerta del museo que recuerda la prolífica estancia del pintor en esta zona; una bodega sorprenderá con su hileras de viñedos serranos. Poco más y luego de una recta entre campos trabajados, Ischlín, como detenida en el tiempo con sus construcciones intactas, la iglesia y su varias veces centenario algarrobo acaparando la escena, invitará a recorrer el pasado.

 

Por: Marcelo Lusianzoff

Galería de imágenes

Etiquetas:

Comentarios