domingo 21 de abril de 2019
22-03-2019 14:55 | TRAVESíAS

25 rutas a través de paisajes inolvidables - NORTE

Guía de caminos casi desconocidos para quienes disfrutan de manejar y descubrir parajes increíbles. Ideal para los fines de semana largos. Ver galería de imágenes

NORTE

1 La Quiaca - Santa Victoria Oeste

VIDEO

Km: 116. Tiempo estimado: 4 hs. Turismo: La Quiaca, Tel.: (0388) 5422645. Precauciones: puede ser necesario uso de tubo de oxígeno. Circuito Ocho Hermanos ir con guía. Recorrido: Yavi, antiguo poblado colonial detenido en el tiempo, iglesia y Casa del Marqués de Tojo (MHN). Circuito de Los Ocho Hermanos (petroglifos), abra Lizoite, abra Colorada. Solitarios pueblitos de adobe. Observaciones: mejor camioneta, no requiere 4x4, mucha altura.

Descripción: tomamos el puente que sale del mercado de La Quiaca, sobre el río Grande, por RP N° 5. Por la ruta asfaltada el poblado se irá desvaneciendo y solo algún que otro rancho de altura tapizará el paisaje. A los 7,5 km se puede desviar a la derecha dejando el asfalto (no es obligatorio); una larga recta de tierra nos hará pasar por el circuito Ocho Hermanos. Pequeños y bellos cerros de múltiples colores, un afloramiento más de la falla de Yacoraite. Pueden observarse petroglifos y una pequeña laguna. Tras 10 km del desvío, volvemos a la RP 5, a escasos 2 km de Yavi (a la izquierda): antiguo pueblo que, salvo por algunas construcciones nuevas que lamentablemente descuidaron el estilo, parece detenido en el tiempo. Visita obligada a su iglesia de ventanas de ónix y a la casa del Marqués de Tojo. Devenido en patriota, puso su fortuna y el ejército privado al servicio de la causa libertaria, razón por la cual encontró la muerte deportado camino a España. Luego comienza el camino de greda que toma altura rápidamente. A todo lo largo hay profundas quebradas y se llega al paso del Abra de Lizoite, a 4.536 msnm. El cerro Campana sorprenderá con su particular forma, al igual que las lagunas de altura. Una pronunciada bajada en zig-zag anunciará la cercanía a Santa Victoria. Sus angostas y a veces empinadas calles empedradas son dignas de recorrer antes de emprender el regreso.

0322_rutas

2 Purmarmarca San Antonio de los Cobres

VIDEO

Km: 319. Tiempo estimado: un día saliendo bien temprano de Purmamarca o dos días haciendo escala en Susques. Turismo: Tel.: (0388) 4908443. Precauciones: ir chequeando la temperatura del vehículo, aconsejable llevar segundo neumático de repuesto; ruta entre Susques y el viaducto muy solitaria. Puede ser necesario uso de tubo de oxígeno. Recorrido: Cerro de los Siete Colores, Cuesta de Lipán, Salinas Grandes, Susques, Capilla Colonial Ntra. Sra. De Belén (MHN), termas de Aguas Calientes, volcán Tuzzgle, Viaducto La Polvorilla. Observaciones: mejor camioneta o SUV, no requiere 4x4, mucha altura.

Descripción: los coloridos tonos de los cerros nos irán despidiendo de Purmamarca. La cuesta de Lipán (RN 52), a través de su muy sinuosa cinta asfaltada, ofrecerá una majestuosa vista de la Quebrada de Humahuaca, que iremos dejando atrás hasta alcanzar el abra de Potrerillos, a 4.170 msnm. Desde allí comenzaremos a descender, con el horizonte blanco de las salinas a vista, por un zig-zag cavado en faldeo de la montaña hasta un llano de altura: la Puna. Una larga recta se marca perfectamente en el blanquecino y plano suelo salino. Atravesadas las salinas, seguiremos por el llano un trecho más. Luego la ruta comienza a copiar los redondos faldeos de los cerros que recorre, a veces encajonada, acompañando pequeños y helados arroyos o con un amplio paisaje de quebradas y cumbres. Llegados a Susques, con visita obligada a su capilla de la calle principal, desviamos un poco más adelante para tomar la Ruta 40 con rumbo sur. Dejamos el asfalto. Pequeñas y blancas poblaciones como Huancar y Pastos Chicos, de ranchos con techos de paja, irán quedando atrás. El camino, normal a veces, casi una huella en otras. Atravesamos una amplia planicie tapizada de pastos de altura; de ella se elevan de repente los faldeos del cónico volcán Tuzzgle, que muestra sus ríos de lava como detenidos en el tiempo a la par que se ven las fumarolas de sus termas a la vera del camino. Seguimos y más adelante, casi como un espejismo, se levanta el Viaducto de la Polvorilla, al que atravesamos una decena de metros por debajo de sus vías.

3 La Quiaca - Susques

VIDEO

Km: 335. Tiempo estimado: día completo partiendo muy temprano de La Quiaca o de Santa Catalina. Turismo: Tel.: (03885) 422645. Precauciones: puede ser necesario uso de tubo de oxígeno. Aconsejable llevar segundo neumático de repuesto. Recorrido: iglesia de Tafna, Santa Catalina y su antigua iglesia, Quebrada de Paicone, iglesia San Juan de Oro, Valle de la Luna jujeño, Cusi Cusi, mina Pirquitas, termas de Coranzuli. Observaciones: mejor camioneta o SUV, no requiere 4x4, mucha altura.

Descripción: dejamos La Quiaca rumbo oeste por una ancha carretera de greda. Al norte, siempre cercana la frontera con Bolivia; en partes, apenas un angosto río. Cada tanto algún bosquecillo de tabaquillo, única especie arbórea sobre los 3.000 msnm. También algún que otro puesto de humilde factura rompe la aridez del paisaje. En el camino, Tafna ofrece la belleza de su pequeña capilla. Santa Catalina cuenta con cálidos alojamientos para hacer un alto en sus calles detenidas en el lejano pasado aurífero. Siguiendo camino, a pocos metros del cruce con Ruta 64, subimos a la traza de la mítica RN 40, habiendo traspuesto el caserío de Timón Cruz. Un cartel advierte que en este tramo la 40 recorre la Quebrada del río Paicone; verdaderamente transcurre por su cauce entre paredes de arenisca rojiza y algunos cardones prendidos en sus laderas. A poco de salir, el paisaje se abre y estalla en ocres y rojos. San Juan de Oro, embebida en soledad, aguarda con su silueta recortándose entre los cerros. Metros más adelante, el río Grande –según la época del año– puede ser sólo un mero trámite o un desafío por el ancho que alcanza y sus arenas flojas. Enmarcados con la cordillera y sus picos nevados asomándose al horizonte, llegaremos al Valle de La Luna de Cusi Cusi, que asombrará con sus colores, para luego ir alcanzando, previo paso por las Termas de Coranzuli, las alturas de la pequeña y bella Susques.

4 Coronel Moldes - Cachi

Km: 145. Tiempo estimado: 3 hs. Turismo: Cachi, Tel.: (03868) 491902. Precauciones: con cuidado en días de lluvia. Recorrido: dique Cabra Corral, Museo del Tabaco en Finca Santa Anita, Chicoana, Quebrada de Escoipe, Valle Encantado, Cuesta del Obispo, Piedra del Molino, Recta del Tin Tin, P.N. Los Cardones, Payogasta, iglesia San José de Cachi (MHN), museo arqueológico. Observaciones: se puede recorrer en auto.

Descripción: luego de visitar el paredón del dique Cabra Corral, donde podemos navegar sus aguas con servicios de excursiones, practicar bungee jumping o beber algo en el bar, partimos por el sinuoso camino del perilago. Antes de llegar a Coronel Moldes, vale la pena desviarnos para visitar el casco de una antigua hacienda: Finca Santa Anita, devenida en Museo del Tabaco. Por RN 68 llegamos, tras 28 km, a Chicoana, previo un desvío en El Carril a la izquierda. Desde aquí en adelante ascenderemos y el paisaje se irá tornando de verde a ocre. La Quebrada de Escoipe nos dará su mejor paisaje kilómetro a kilómetro, encajonado entre coloridos cerros, mientras comenzamos a bordear el río que le da nombre, al que cruzaremos varias veces por puentes de singular factura. Tras recorrerla en su extensión, llegaremos al pie de la Cuesta del Obispo, las curvas y contracurvas se suceden vertiginosamente por varios kilómetros. Un desvío a mitad de camino de la cumbre invita a visitar el Valle Encantado, que llega a su punto más alto en la Piedra del Molino, a 3.348 msnm. Un gran cerro verde, acariciado casi siempre por suaves nubes, cae a pique en la quebrada. En adelante el camino es llano pero el paisaje no deja de ser hermoso, con suaves lomadas verdes que acompañan el recorrido y cumbres que se divisan a lo lejos. Más tarde atravesamos el P.N. Los Cardones por la recta del Tin Tin (construida sobre el Camino del Inca); la pequeña Payogasta nos dará la bienvenida y hará las veces de anfitriona de la bella y colonial Cachi, donde no podemos dejar de visitar su iglesia y museo arqueológico.

0322_rutas

5 San Antonio de la Paz - Catamarca

VIDEO

Km: 149. Tiempo estimado: 3 hs. Turismo: Ciudad de Catamarca, Tel.: 0810-777-4321. Precauciones: en Ancasti o Anquincila, consultar por un guía para llegar a las pinturas rupestres de Cueva de la Candelaria y/o La Tunita. Recorrido: pinturas rupestres Cueva de la Candelaria y La Tunita, Ancasti, balcón mirador del Valle de San Fernando, Cuesta del Portezuelo, casa natal de Fray Mamerto Esquiú. Observaciones: apta para auto.

Descripción: la simpleza de la Ruta 9 nos lleva hasta la pequeña población de San Antonio de la Paz. Tomamos la RP 2 y atravesamos la localidad por asfalto mientras contemplamos la apacibilidad de su vida cotidiana. Los primeros kilómetros transcurren con una larga recta entre paisajes bucólicos. A poco más de 20 km, Icaño irá levantándose casa a casa a nuestro alrededor. Pasada esta población, la ruta comenzará a copiar lo sinuoso del terreno, cubierto de monte serrano; puro placer para el manejo. Otra veintena de kilómetros más y Ancasti nos recibirá con su iglesia y plaza en la que se homenajea a Ramón S. Castillo. El manso río de su balneario puede darnos un merecido momento de relax. Más adelante, y luego de Anquincila, el verde irá desapareciendo y mogotes inmensos de piedras, con extrañas y atractivas formas, comenzarán a atrapar la atención. Los kilómetros pasarán hasta que nos demos cuenta de que estamos transitando al filo de la quebrada. Abajo y a vuelo de avión, el valle de San Fernando de Catamarca; enfrente, el Cordón del Ambato y, a lo lejos, el Cordón del Aconquija. Así avanzaremos por largas rectas, prolongadas bajadas y subidas como cuasi inmensos toboganes, pequeños sectores de curvas y contracurvas hasta un balcón a 1.680 msnm. Desde allí se desciende por un estrecho camino de asfalto que parece desafiar todas las leyes de la física. Los conductores deberán manejar con precaución, ya que en sectores es tan estrecho que sólo pasa un auto. Vale la pena detenerse (en alguno de los sectores demarcados para ello). Curva a curva descenderemos para aterrizar en el valle de San Fernando. Corto desvío a San José para visitar la casa natal de Fray Mamerto Esquiú.

6 Concepción - Aconquija

Km: 73. Tiempo estimado: 2 hs. Turismo: Mun. Aconqui-
ja, Tel.: (03835) 472001. Precauciones: camino muy angosto y retomes continuos, manejar con precaución. Averiguar su estado en época de lluvias. Recorrido: P.N. Los Alisos, Cuesta del Clavillo, estancias de Aconquija, trekking Pucará del Aconquija. Observaciones: apta para auto.

Descripción: dejamos la Ruta 38 e ingresamos a Concepción. Luego de unos primeros kilómetros por la RN 65, que no es más que un muy ancho camino de ripio rodeado de un profuso monte, comenzamos a abarcar el P.N. Los Alisos. El río Cochuna jugará a las escondidas ocultándose detrás de la profusa vegetación. Cerros cubiertos de abundante verde, con sus cumbres parcialmente veladas por nubes bajas, parecen ir cerrando la quebrada. A los 35 km atravesaremos el cauce por un antiguo puente de material. De aquí en adelante comenzaremos a ganar altura por la Cuesta del Clavillo. Merced a las nubes casi permanentes, la humedad hace que todo esté cubierto de verde y especies trepadoras semejen mantas tendidas sobre las ramas. Así, tras 13 km de continuas subidas y curvas, llegaremos al mirador, antiguo destacamento de policía con sus arcadas de piedra. Desde una construcción circular al borde de la quebrada tendremos un paisaje pleno de las cimas desnudas de los cerros queriendo tocar el cielo. De allí en adelante, decenas de curvas nos harán descender hasta el llano, bordeando el ancho río Del Campo, que sirve de límite entre Tucumán y Catamarca, para llegar a las estancias de Aconquija.

7 Trancas - Guachipas - Cafayate

Km: 257. Tiempo estimado: 6 hs. Turismo: Mun. Guachipas, Tel.: (0387) 4991015. Precauciones: puede encontrarse sin mantenimiento y cortado después de lluvias. Contratar guía en Guachipas para visitar Las Cuevas pintadas de Las Juntas. Recorrido: traza antigua Ruta 9, Finca El Dátil (casa de Lola Mora), estancia Pampa Grande, cuevas pintadas Las Juntas, cuesta del Lajar, Guachipas, Garganta del Diablo, El Anfiteatro, Quebrada de Las Conchas, Cafayate, bodegas. Observaciones: mejor camioneta; según estado de camino requiere 4x4.

Descripción: en Trancas dejamos la RN 9. Aproximadamente a 3 km sobre la ruta se encuentra al finca El Dátil, hogar de nacimiento de la escultora Lola Mora. Seguimos avanzando, siempre por caminos rurales que, de a poco, se harán huellas. Altos y característicos secaderos de tabaco, cascos de estancias y puestos amenizan la primera parte el recorrido. Acompañaremos el viboreante cauce del río El Tala, que nos llevará por su quebrada hasta trasponer los desafiantes cerros. Debido al poco tránsito, todo está cubierto de pasto y parece que transitáramos por un prolijo jardín. Las vistas se ensanchan y se encogen, a merced de los altos paredones que encierran o liberan el paso. En el cruce, si tomamos a la izquierda, nos encontraremos con un embalse y una antigua estancia que fuera propiedad del General Arenales. Tomamos a la derecha, el camino ya más transitado y de greda trepa la cuesta de Lajar, que nos dará hermosas vistas a los valles Calchaquíes para, finalmente, arribar a la pequeña y acogedora Guachipas. De allí en adelante la majestuosidad de la Quebrada de las Conchas y sus atractivos ya conocidos nos podrán dejar en Cafayate.

8 San Pedro de Colalao - C del Valle

VIDEO

Km: 150 aprox. Tiempo estimado: 6 hs. Turismo: Mun. San Pedro de Colalao, Tel.: (03862) 481207. Precauciones: preguntar estado del cruce de Lara, suele cortarse en época estival. Opción ingresando por Choromoro. Recorrido: magníficos paisajes, cuestas, quebradas y valles; Ruinas de Quilmes, bodegas. Observaciones: se requiere 4x4.

Descripción: San Pedro de Colalao, uno de esos pueblos bellos y tranquilos que uno está obligado a descubrir. A sus espaldas hacia el Oeste, el alto macizo Calchaquí se yergue desafiante. Dejamos la población para comenzar a transitar por caminos en buen estado, entre cerros cubiertos de verde y ríos caudalosos. Es así hasta que un cartel indica el desvío hacia la derecha y el comienzo de la Ruta 312 (también dice intransitable). Una primera curva hacia la izquierda y luego amplios giros en ambas direcciones van generando un espectáculo hermoso. El primer tramo es acompañado por arboledas que se van raleando de a poco, hasta que desaparecen. Un cartel en el piso indica el desvío y la ubicación de un colegio para los habitantes de la altura. El camino se transforma en huella. Cruzamos un vado y luego ya es más y más angosto, hasta que al girar hacia la derecha aparece el mirador de Santa Cecilia, los valles Calchaquíes están a la vista. Comienza el descenso: dos tramos muy angostos y derrumbes hacen necesario el uso de guía para no desbarrancar. El descenso en zig-zag por el faldeo culmina en una larga recta, en donde un último escollo, el arenoso cauce del río Santa María, nos separa de un refrescante vino torrontés.

0322_rutas

9 Andalgalá - Santa María

VIDEO

Km: 147. Tiempo estimado: 5 hs. Turismo: Santa María, Tel.: (03838) 421083. Precauciones: si llueve no arriesgarse; si hubo lluvias previas, preguntar estado del camino. Recorrido: cuesta Minas Capillitas, refugio del minero, mina de rodocrosita, Minas Capillitas, Santa María. Observaciones: mejor camioneta, no requiere 4x4.

Descripción: luego de mimarnos en Andalgalá con sus nueces, aceites de oliva y empanadas, podemos desafiar las alturas del cerro Capillitas. A poco de dejar la ciudad, ya pisamos tierra y después de cruzar un pedregoso vado comenzamos a trepar los cerros. La altura se gana rápidamente entre cardones y curvas que se suceden en forma vertiginosa. Cada una de las curvas es un mirador al valle, hasta que alcanzamos la cima del cordón y de allí sólo podremos ver la quebrada que tenemos por delante, que se abre profunda mientras desandamos una de sus laderas. Algunos puestos salpican el paisaje; uno de ellos indica la entrada a la mina de rodocrosita de los Yampa. La historia del minero y su familia que arriesgó todo el dinero de una indemnización en una corazonada y luego invirtiera toda su ganancia en un hotel en medio de la montaña –que regenta junto con su familia–, merece ser conocida. Se puede incluso visitar la mina en funcionamiento. Si seguimos, el camino desmejora con mucha piedra, pero el paisaje se abre en una ancha y hermosa quebrada. Santa María, afamada por su quesos de cabra y restos de su antiguo fuerte, nos aguardan para el final del recorrido.

Galería de imágenes

Etiquetas:
Marcelo Lusianzoff

Marcelo Lusianzoff

Comentarios