Viernes 25 de septiembre de 2020
PESCA | 09-09-2020 17:24

Cría de truchas, la apuesta tucumana post pandemia

El municipio de Tafí Viejo desarrolla una prueba piloto a pequeña escala con el objetivo de estimular la generación de empleo post pandemia y generar una actividad turística en el formato de ‘pesque y pague’. Hace poco tiempo, en ciertas regiones de la provincia, se prohibió la siembra de la trucha. Video.

La cría de peces en cautiverio, desde hace varias décadas, se va posicionando fuertemente en las distintas provincias. Buena cantidad de productores dan vida a la acuicultura local, un sector que pide pista y que puede ser muy redituable para las economías del interior. Muchos se dedican a la trucha en los grandes embalses del sur; en el norte, el pacú ganó terreno; y hay emprendimientos, con ostras en Carmen de Patagones, tilapias en la Mesopotamia y langostas en San Vicente. Ahora, la noticia viene desde Tucumán, donde en el balneario municipal La Toma, Tafí Viejo sueña con desarrollar una actividad novedosa para esa región, la cría y posterior pesca de truchas de criadero.

Hace seis meses que los equipos de especialistas trabajan con la prueba piloto y esperan superar la prueba de fuego en marzo del 2021, cuando los calores del verano tucumano hayan pasado. Las expectativas son altas, ya que se toma el agua de unos 1.000 m. aguas arriba, la cual mantiene todo el año a misma temperatura.  El plan es que la temperatura no descienda los 16 grados. El intendente Javier Noguera, es uno de los precursores de la idea y que, por el momento, sólo se trata de una prueba piloto a pequeña escala en el marco del Plan Integral de Desarrollo Productivo Tucumán Emerge. El lugar fue visitado por el gobernador Juan Manzur, quien se mostró muy entusiasmado por la idea. 

Manuel Casorla, encargado del Balneario Municipal La Toma, explicó que el criadero de truchas es “un nuevo desafío que tiene como finalidad producir empleo y trabajo genuino para los vecinos”. “Queremos incorporar la actividad turística de ‘pesque y pague’, porque es un deporte apasionante la pesca.

En contrapartida a esta apuesta, Tucumán fue noticia a finales de 2018, cuando el director de Flora, Fauna Silvestre y Suelos de la Secretaría de Estado de Desarrollo Productivo, Eduardo Federico Dietrich, resolvió excluir la siembra de truchas arcoíris (Oncorhynchus Mykiss) en ríos de la provincia que se encuentran dentro de Áreas Naturales Protegidas: Los Sosa, Pueblo Viejo sus afluentes y La Angostura. “La trucha como depredador voraz genera grandes daños en nuestra fauna autóctona y ecosistemas acuáticos-terrestres de montaña que no tenían un predador comparable. Se alimentan de estadios tempranos de especies varias afectando la biodiversidad, y de algunas especies que se encuentran en grave declinación poblacional como la rana marsupial”, sostuvieron, en aquel momento, los investigadores de la Facultad de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional de Tucumán. 

2408_CRIA_TRUCHAS_TUCUMAN

En esta Nota

Jorge Virgilio

Jorge Virgilio

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend