Viernes 23 de abril de 2021
NATURALEZA | 08-04-2021 16:21

Liberan a 19 cardenales amarillos víctimas del tráfico ilegal

Tras ser rehabilitadas en el Centro de Recuperación de Especies de la Fundación Temaikén y en el Ecoparque de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, las aves de esta especie en peligro de extinción recuperaron la libertad.
Ver galería de imágenes

Tras haber sido rescatados de distintas situaciones de vulnerabilidad y debidamente recuperados en el Centro de Recuperación de Especies de la Fundación Temaikén y en el Ecoparque de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, finalmente, 19 ejemplares  de cardenal amarillo (Gubernatrixcristata), fueron liberados en el sur de la provincia de Buenos Aires.  

La valiosa acción forma parte de la tarea que vienen llevando a cabo ambas instituciones con el objetivo de salvar a esta especie que debido a la presión generada por el tráfico ilegal de fauna para mascotismo como, así también, a la modificación de su hábitat natural, se encuentra en grave peligro de extinción, tanto a nivel nacional como en el mundo entero.

“Lograr que cada uno de estos animales regresen hoy a la naturaleza y tengan una segunda oportunidad es un proceso realmente muy complejo, que requiere el trabajo mancomunado de muchos especialistas, organizaciones y autoridades, pero que creemos que es fundamental para salvar al cardenal amarillo de la extinción”, explicó Alicia de la Colina, Coordinadora del Proyecto Cardenal Amarillo de la Fundación Temaikèn.

0408_cardenal amarillo

Según la especialista, una gran parte de los cardenales que lograron regresar a la naturaleza provenían del tráfico ilegal, habiendo sido incautado por diferentes organismos del Estado, tales como la Dirección de Flora y Fauna del Ministerio de Desarrollo Agrario de la provincia de Buenos Aires, la Dirección de Fauna de Nación, la Unidad Fiscal Especializada en Materia Ambiental (UFEMA), la Agencia de Protección Ambiental (APrA) de la Ciudad de Buenos Aires y del Departamento de Delitos Ambientales de la Policía Federal

“Todos esos organismos trabajan activamente combatiendo la captura, la tenencia y el comercio ilegal de la fauna silvestre. Además, gracias al compromiso de los ciudadanos que denunciaron estas situaciones, se logró ubicar y decomisar a los ejemplares, en su mayoría machos, ya que normalmente son los más extraídos de la naturaleza debido a  su plumaje y canto melodioso”; agregó de la Colina.

Según los profesionales a cargo de la recuperación de estos cardenales amarillos, muchos de ellos “se podrían haber escapado de las jaulas donde eran mantenidos o bien fueron liberados intencionalmente, pero en desconocimiento de los procesos correctos para regresar a un animal silvestre a su hábitat natural”.

0408_cardenal amarillo

“Es así como personas que se han arrepentido de haber mascotizado a un animal silvestre lo liberan en los alrededores de su domicilio sin tener en cuenta los  cuidados sanitarios ni la rehabilitación, y hasta ignorando incluso las necesidades de hábitat de cada especie”, relata la profesional.

Por su parte, desde la Alianza del Cardenal Amarillo de la Provincia de Buenos Aires resaltaron la gran importancia de no comprar animales silvestres y, en el caso de ya haberlo hecho, contactarse de manera urgente con las ONGs o las autoridades locales, pero no intentar liberarlos, ya que las consecuencias podrían ser nocivas tanto para el ejemplar como para las poblaciones silvestres que habitan en la zona de la liberación.

Por último, la Dirección de Flora y Fauna del Ministerio de Desarrollo Agrario de la Provincia de Buenos Aires emitió un comunicado en el que también recomienda a las personas no liberar ninguna clase de animales provenientes del cautiverio sin que hayan pasado por un proceso de rehabilitación y por los debidos y estrictos controles sanitarios, ya que muchos de ellos no son originarios de la zona en la que se encuentran y tienen la potencialidad de convertirse en especies exóticas invasoras e impactar de forma negativa en el medio ambiente.

“En los casos como el del cardenal amarillo, al ser liberados en zonas no aptas sufren la falta de alimento, la presión de caza por pobladores locales y  la separación de las poblaciones silvestres, impidiendo así su reproducción. Si tienen un ave silvestre en tu casa, lo mejor es comunicarse con las autoridades correspondientes y seguir sus recomendaciones”, concluye el comunicado.

Si bien estos ejemplares provienen de poblaciones silvestres, también se está trabajando en la preparación de aves nacidas en ambientes controlados para, en un futuro próximo, reforzar las poblaciones silvestres que  se encuentran aún muy comprometidas.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend