Viernes 7 de agosto de 2020
MOTOR | 13-07-2020 11:38

Ingenio puro: construyó una completa casa rodante con una turbina de avión

Un mecánico aeroespacial británico se hizo con el motor de un viejo avión y lo transformó en un cómodo habitáculo con cocina, comedor y tres camas.
Ver galería de imágenes

La “nueva normalidad” en Europa está imponiendo nuevas formas de viajar y hacer turismo. Dentro de todos los cambios que se avecinan, ya se percibe una marcada tendencia por los campers y los motorhomes. Con esta modalidad en pleno auge, se ha dado a conocer el curioso caso de Steve Jones, que ha construido una original (y podríamos arriesgar única) casa rodante a partir de una turbina de avión.

Este mecánico aeroespacial de origen británico bautizó al vehículo como VC10 Caravan Pod. Todos los detalles sobre la construcción de esta casa rodante se pueden ver en su página de Facebook.

La Caravan Pod se construyó sobre la estructura de un motor Rolls-Royce, que perteneció a un avión Vickers VC10 de 1967, en concreto la unidad XV104 que estuvo al servicio de la Royal Air Force durante 45 años. Tras 38.383 horas de vuelo, la nave fue retirada de servicio en 2012 y uno de sus propulsores acabó en un desguazadero, propiedad de Jones.

1307_casa_rodante_turbina_avion

Steve, que ya contaba con experiencia construyendo motorhomes, tomó esta pieza y decidió convertirla en una práctica casa rodante. El trabajo le llevó unos seis años y alrededor de U$S 4.420.

Su interior fue recubierto con madera y después con fieltro, para luego instalar una pequeña pero completa cocina. También cuenta con un comedor con mesa y dos bancos que se pueden correr para convertirlos en una cama doble. Además, también tiene otras dos camas individuales abatibles, por lo que fácilmente pueden dormir tres o cuatro personas adentro.

1307_casa_rodante_turbina_avion

Lo que solía ser la abertura del motor se transformó en una enorme ventana, por lo que el habitáculo no escasea de luz natural. También hay otra ventana en la parte trasera y la mitad lateral puede abrirse justo en la zona del comedor.

Más allá de esta curiosa creación, los planes de Steve no terminan acá, ya que planea conseguir un motor de Boeing 747 para convertirlo en una casa rodante de dos pisos; que obviamente no podemos esperar para verla materializada.

 

Fuente: Motor Pasión.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario