Lunes 26 de octubre de 2020
PESCA | 13-10-2020 17:02

Pronostican que la bajante del río Paraná seguirá hasta enero

Según el biólogo Jorge Liotta, es la bajante más prolongada desde 1905. Además, alerta sobre un verano más seco y con temperaturas por encima del promedio.
Ver galería de imágenes

Tal como se puede apreciar a diario a través del informe de ríos que realiza Weekend, el río Paraná viene bajando desde hace meses y la preocupación está a flor de piel en la zona. Según el biólogo Jorge Liotta, director del Museo de Ciencias Naturales de San Nicolás, “se trata de la bajante más prolongada desde 1905”. Los pronósticos para los próximos meses no son nada alentadores.

Según publicó el diario La Capital, en un diálogo con la periodista Laura Vilche, el especialista prevé que la bajante del Paraná continúe hasta enero. Además, afirma que el próximo verano tendrá temperaturas por encima del promedio y que habrá más sequía debido al fenómeno climático conocido como La Niña.

1310_río_paraná

Según detalla Liotta, “la bajante en sí misma no es negativa, ella y la subida son el pulso del río, como los ciclos de sístole y la diástole para el corazón, son necesarias para que el sistema se mantenga. Hubo alturas mínimas intensas, de menos de un metro, pero lo preocupante es cuánto duran porque si se prolongan en el tiempo resienten la resiliencia del ambiente y ésta ya lleva varios meses y continuará".

Además, no hizo hincapié solo en el cauce, sino que también destaca la importancia de la llanura de inundación del río, es decir, todo lo que se inunda cuando sube el río:

"Esos ambientes de lagunas y bañados son los que usan, por ejemplo, los pequeños peces para protegerse de los depredadores hasta que se animan a ir al cauce. En una bajante tan prolongada se secan esas lagunas, se mueren los peces, se estresan las plantas sin aguas en sus raíces, les falta humedad y refugio a los mamíferos: se desconecta todo el sistema".

1310_río_paraná

En este sentido, el especialista comenta que se podrían haber aplicado medidas de prevención para la bajante, como la preservación de los humedales y las altas cuencas, además de la preservación de la cobertura vegetal: “El humedal es como una esponja, si el sistema está conservado se retiene el agua por más tiempo, pero si se drena muy rápido se seca y la falta de lluvias no acompañan, es todo peor”.

Fuente: La Capital

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

También te puede interesar

Más en
Mirá todos los autores de Weekend