Tips para poner la moto 0 km

Volver a usar la moto tras un período prolongado de inactividad requiere de controles, limpieza y el acondicionamiento del vehículo y del conductor.

Por

Si uno dejó de conducir una moto durante un período prolongado y
quiere volver a hacerlo, se aconseja comenzar de a poco. Antes de la
primera salida, los expertos recomiendan hacer una revisión de la
máquina y ponerse al día físicamente.

”Es conveniente realizar antes algún ejercicio físico como salir a
trotar, caminar o andar en bicicleta y, al mismo tiempo, volver a
repasar mentalmente los recorridos”, aconseja Michael Lenzen, de la
Asociación Alemana de Motociclistas (BVDM). En cambio, el experto
desaconseja expresamente que la primera salida sea muy larga.

”Llevará un tiempo hasta que los automatismos vuelvan a funcionar
como antes de la pausa -apunta Lenzen-. Por eso, conviene realizar
antes algunas maniobras cortas de manejo para volver a sentir la
máquina”.

Tras un largo período de inactividad, la motocicleta debe pasar por
una revisión técnica que incluya, además de la batería, el control
del sistema de frenos, la electricidad, la transmisión, los
neumáticos, la dirección y la suspensión. Hay que asegurarse de que todos los componentes estén fijos, advierte Matthias Haasper, del instituto de seguridad de vehículos motorizados de dos ruedas (ifz).

Limpiar bien la moto puede revelar algún daño oculto. De ningún modo
hay que utilizar una hidrolavadora de alta presión, ya que la fuerza
del agua puede penetrar en los rodamientos de las ruedas, de la
dirección, del balancín o de otros componentes como interruptores,
cajas de fusibles o conexiones de cables eléctricos, que pueden
provocar corrosión o fallas en el sistema.

Antes de poner la moto en marcha, hay que controlar la presión de los
neumáticos. Muchos aparatos de las estaciones de servicio no miden
la presión con exactitud y manejan una tolerancia de entre +/- 0,2
bar. ”Esta mínima diferencia ya puede influir significativamente en la
conducción. Esto no ocurre con medidores de precisión que se obtienen
en las tiendas especializadas”, dice Haasper.

”Si no cambió el aceite antes de la inactividad, debería hacerlo
ahora -recalca Jürgen Bente, del Consejo de Seguridad Vial de
Alemania (DVR)-. Asímismo, es muy importante prestar mucha atención al aspecto
exterior de los neumáticos y asegurarse de que no presenten cortes o
grietas en sus flancos o que la profundidad del dibujo no sea
inferior al mínimo legal”, aconseja Bente.

La tensión de la cadena se puede ajustar mejor con el peso del
motociclista. En caso de salir a menudo con un acompañante, ambos
deben sentarse en la moto y una tercera persona será la que controle
la tensión. No ajuste demasiado la cadena.

”El rodamiento del cabezal debe funcionar correctamente. Para
comprobarlo basta tirar brevemente del freno de mano mientras se
empuja la moto. Si hace ruido o temblequea, está demasiado floja -explica Bente-.
El líquido de frenos es un componente importante para una conducción
segura. Hay que leer en el manual la información del fabricante”.
Bente recalca que cualquier falla en el freno debe ser revisada por
un especialista.

A menudo los propietarios descuidan la batería de su motocicleta. “Si
la moto estuvo parada mucho tiempo, es posible que no se encienda,
sobre todo si se trata de una batería de plomo ácido. Una vez que
ésta se descargó, es imposible volver a ponerla en funcionamiento,
asegura el especialista.

Un elemento fundamental es el casco, cuyo visor debe estar limpio y
sin arañazos. Si ya no se puede limpiar, debe ser reemplazado, y si el casco se cayó al suelo o sufrió daños en un accidente, hay que comprar uno nuevo. Como regla general, hay que cambiar el casco cada cinco u ocho años.

Fotos: dpa

Deja un comentario