AB Marine desembarcó en la Argentina

De la mano de la reconocida firma Hard Craft S.A., llegó una amplia gama de semirrígidos con modelos destinados tanto para el uso deportivo como comercial. Ofrecen gran cantidad de equipamiento y variantes. Galería de imágenes.

Por

La marca AB inflables, perteneciente al grupo italiano AB Marine Group, posee más de 40 años de trayectoria, con representantes a lo largo de todo el mundo, estándares de calidad muy elevados y presencia en los principales salones náuticos. Sus productos cumplen con las normas más exigentes del mundo en cuanto a certificación, incluyendo las de la NMMA de los Estados Unidos e ISO 9001 BV de la Comunidad Europea (certificación CE). Las unidades que llegan a la Argentina provienen de la planta que se encuentra ubicada en la ciudad de Barranquilla, Colombia, de donde se exporta a todo el Caribe, algunos países de Europa y a Sudamérica.

Los fondos que ofrece la firma pueden ser de diferente material, lo que otorgan distintas formas de diseño y performance. La diferencia principal entre un casco de fibra de vidrio y uno de aluminio es su sistema constructivo, el cual va a hacer variar las performances y prestaciones del producto. En el caso del casco en aluminio, éste ofrece una mejora en la resistencia y la absorción de impactos, es fácil de reparar, tiene menor grado de mantenimiento y muy bajo peso (con un consecuente menor consumo de combustible), haciendo la embarcación ideal para el uso profesional, comercial o de fuerzas de seguridad. El aluminio utilizado en los cascos es especial de uso naval, ya que se le agrega una protección particular con pinturas de alta calidad de marca Axalta, conocido como Du Pont Performance Coatings. En cuanto a los cascos de fibra de vidrio, son más usados en el sector de placer y están realizados con los materiales de más alta calidad, como resinas y tejidos especiales de uso náutico.

La otra pieza del semirrígido

La segunda parte de un bote semirrígido lo conforma el tubo. AB utiliza telas Pennel & Flipo, con base de hypalon-neopreno, que ofrecen una mayor resistencia a la intemperie, soportan esfuerzos físicos y agentes químicos, y están certificadas bajo las normas ISO 9001 BV.

Dentro de esta línea especial para uso recreativo AB tiene una gama de nueve series diferentes, todas con distintos niveles de equipamiento y tamaño. Para el mercado argentino, la que se ofrecen son:

Oceanus VST. Es la más completa que la firma Hard Craft S.A. ofrece en el país con casco y cubierta de PRFV. Estos modelos vienen completos, con una consola con asiento doble incorporado, butaca doble en popa incorporada a la cubierta y amplio espacio de guarda por debajo. De forma estándar equipan cornamusas de inoxidable, manijas de inoxidable en proa, luces de navegación, dirección hidráulica, sistema eléctrico completo, tanque de combustible de aluminio y escalera de baño en popa. Sólo para el caso del de 19 pies se agrega tanque de agua, bomba y duchador.

Alumina ALX. Esta es la línea más completa que se ofrece en botes con casco y piso de aluminio, de a 10 a 18 pies de eslora. Todos incluyen asiento en popa y consola, tambucho en proa con asiento tapizado, cornamusas de inoxidable, luces de navegación, sistema eléctrico y dirección mecánica o hidráulica.

AB Rider. De 10 pies de eslora, posee una cubierta que incorpora la consola y un asiento doble tipo jockey. Sobre proa aloja un gran tambucho para ubicar el tanque de combustible y usar como espacio de estiba. Por sus características, es un modelo casi inédito.

Navigo VS. Es de los más vendidos de la firma en el mundo. Va desde los 8 a 19 pies de eslora, con cubierta laminada antideslizante y tambucho de proa en toda la línea. Los botes más chicos, de 8 a 10 pies, están orientados para uso auxiliar de embarcaciones de mayor porte y vienen equipados con un asiento tipo placa de aluminio, con goma SeaDek por encima. Los botes más grandes, especialmente de 15 a 19 pies, están orientados para un usuario que no necesita una embarcación tan equipada y, al venir con la cubierta libre, permiten armar la configuración de consola y asiento a gusto del consumidor. Hay gran variedad de modelos: con consola central o lateral, con o sin asiento incorporado, y algunos hasta con asiento tipo jockey que, por ejemplo, es de gran utilidad para asistencia en regatas.

Lammina AL. Son botes para uso de placer con casco y piso de aluminio, completamente abiertos. Se presentan de 8 a 16 pies de eslora (más grandes son a pedido), pero en la Argentina se comercializa sólo el de 8 a 10 pies. Todos poseen un tambucho en proa con asiento tapizado, donde se puede ubicar un tanque de combustible y hacer la conexión escondida entre el casco y el piso. Al igual que otros modelos, todos tienen piso antideslizante de goma Sea Dek y un asiento tipo tabla de aluminio, con el mismo tipo de goma.

Uso profesional

El sector comercial y profesional liviano ha crecido muchísimo en los últimos años, con el uso de botes para transporte de pasajeros, avistajes, turismo, seguridad, etc. La línea profesional se llama Profile y todos estos modelos están construidos para la máxima exigencia, incluso el material del tubo en Hypalon-neopreno es de mayor espesor que en los botes de placer.

En plástico reforzado está el modelo Profile F, que va de 14 a 28 pies, tiene la cubierta sin instalaciones, tela reforzada del tipo CMS y viene listo para customizar o armar según requerimiento específico.

En Aluminio están los modelos Profile A y AS (la S es de Shallow, que es para zonas con poco calado y casco con poca V). Tienen la misma lógica de armado que los F y se comercializan de 11 a 18 pies.

Por último, el ejemplar A-XHD, que se ofrece en 21 y 24 pies, está pensado para el uso más exigente y extremo, particularmente el militar o destinado a las fuerzas de seguridad. Una nueva oferta de reconocida trayectoria llegó a nuestro país. Sin duda, una buena noticia para los amantes de la náutica.

Nota completa publicada en revista Weekend 545, febrero 2018.

Temas en este artículo: , , ,

Deja un comentario