Toyota Etios, el primero de los chicos

El modelo cross incorpora molduras plásticas y barras de techo, además llantas de diseño diferencial. Galería de imágenes.

Por

Hasta hace unos meses, Toyota no tenía presencia en el segmento de los autos compactos, el de mayor volumen de ventas en la industria automotriz argentina. Sobre fines de 2013, la marca japonesa saldó esa deuda con el lanzamiento del Etios, el primer Toyota de tamaño chico, posicionado como entrada de gama en la oferta de la casa japonesa, por debajo del Corolla.

Pero en Toyota no sólo concretaron la esperada apuesta por el segmento compacto, sino que también decidieron ingresar a un sub-segmento dentro de aquél: el de los vehículos pequeños con estética aventurera o espíritu off road. Así, al poco tiempo de la aparición del Etios, la marca nipona propone en Argentina el Etios Cross.

Es importante entender que este tipo de vehículos aventureros transmite una imagen asociada al off road, pero siguen siendo automóviles de tracción simple, que en algunos casos ni siquiera utilizan neumáticos de orientación todoterreno. En consecuencia, no ofrecen prestaciones específicas para excursiones fuera del camino.

Las diferencias del Cross

Estéticamente, el Etios Cross incorpora molduras plásticas y barras de techo. Además, se destacan las llantas de diseño diferencial con diez rayos y tonalidad en negro y plata. En el interior también presenta tapizados específicos, con costuras blancas y bordados que hacen referencia al nombre del modelo.

El Etios Cross comparte el equipamiento con la versión XLS del Etios y agrega además regulación eléctrica de los espejos exteriores. En confort se destaca el cierre centralizado con apertura a distancia, alzacristales eléctricos en las cuatro puertas, aire acondicionado y audio con CD-MP3 y puerto USB con control satelital en el volante, entre otros.

En seguridad, la dotación contempla frenos ABS con distribución electrónica de la fuerza de frenado, faros antiniebla delanteros, tercera luz de freno con tecnología LED, airbags frontales para el conductor y el pasajero, y barras de protección contra impactos laterales.

El origen del Etios

Como apuntamos al comienzo, el origen de este modelo aventurero es el Etios, un vehículo compacto disponible en carrocerías de 4 y 5 puertas, que para nuestra región se produce en la planta de Sorocaba, Brasil.

El nuevo compacto de Toyota propone una motorización naftera de 1.5 litros y 90 caballos, asociada a una transmisión manual de 5 velocidades. Se trata de un impulsor de 4 cilindros, 16 válvulas e inyección electrónica multipunto, que entrega su potencia máxima a 5.600 RPM. El Etios incorpora un sistema de distribución comandado por cadena y tensores hidráulicos, lo que asegura una larga durabilidad e impacta positivamente en los costos asociados al mantenimiento, según afirman desde Toyota.

El Etios se destaca por disponer de acelerador electrónico y dirección con asistencia eléctrica, lo que mejora la respuesta del motor y eleva el confort de manejo. Además, la dirección no requiere mantenimiento y eso también contribuye a la reducción del consumo. El tanque de combustible carga 45 litros.

Nota publicada en la edición 498 de Weekend, marzo de 2014. Si querés adquirir el ejemplar, llamá al Tel.: (011) 4341-8900. Para suscribirte a la revista y recibirla sin cargo en tu domicilio, clickeá aquí.

Temas en este artículo:

Deja un comentario