Galería de imágenes.">

Los misterios profundos del Tibet

Se trata de uno de los sitios más misteriosos y fascinantes de todo el mundo. Galería de imágenes.

Por

Desde lo alto de su pedestal, Buda mira con ojos de divina serenidad. La imagen, tallada en oro macizo, parece escuchar el rezo cadencioso de las decenas de monjes vestidos con túnicas rojas que se postran ante ella. Frente a la estatua venerada, el incienso se deshace lentamente entre humos ascendentes y aromas exquisitos que envuelven al templo dentro de una atmósfera de palpable sobrecogimiento. Por dos ventanas, las únicas abiertas del enorme recinto, un sol moribundo y rojizo entra tímidamente. Afuera, la tarde va extinguiéndose y las cumbres más altas de los Himalayas ya pronto se cubrirán de sombras. Llega la noche en la tierra de los Lamas.

Cuestión de altura

El Tibet es uno de los sitios más misteriosos y fascinantes de todo el mundo. Llegar hasta él supone haber trepado hasta el techo mismo del planeta, haber subido hasta los Himalayas, la cordillera más joven y alta del mundo, que posee diez picos de más de ocho mil metros de altura, entre ellos el Everest, la máxima cima terrestre que enciende fantasías y desafía en cuerpo y alma a quienes se atreven a escalar sus 8.848 m para hacer cumbre. Durante siglos, este lugar fue el sueño de cientos de aventureros y exploradores, muchos de los cuales perdieron su vida en la búsqueda de esa tierra a la que sólo conocían por leyendas. Hoy en día, el Tibet ya no es aquel sitio inalcanzable de los viejos tiempos, aunque sigue siendo un hipnótico imán para aquellos viajeros de espíritus indomables, de mochilas en los hombros y desafíos por cumplir.

Nota publicada en la edición 495 de Weekend, diciembre de 2013. Si querés adquirir el ejemplar, llamá al Tel.: (011) 4341-8900. Para suscribirte a la revista y recibirla sin cargo en tu domicilio, clickeá aquí.

Temas en este artículo: ,

Deja un comentario