Cómo elegir la mejor escopeta

Al iniciarse en caza menor o tiro deportivo, es importante conocer qué ventajas tienen los modelos entre si. Galería de imágenes.

Por

Las escopetas de un solo cañón, tiro a tiro, son armas económicas, sencillas de manejar y de bajo mantenimiento. Muchos dicen que resultan ideales para los que se inician, sin embargo no lo veo así, ya que el que recién comienza se empieza a adaptar a un tipo de arma y no es lo más conveniente pasar luego a otra diferente porque debemos volver a adaptarnos. Sí pueden ser más seguras por quedar descargadas luego de cada disparo.

 

En general, son armas que no traen una culata o chimaza lo más adecuada para el tiro y la caza, ya que están hechas bajo normas de producción con diseños sencillos para abaratar costos. Pero si lo que se desea es un modelo para salir los fines de semana a divertirse con perdices, liebres y alguna otra especie sin invertir demasiado, no son una mala opción. Independientemente del calibre o si es de martillo exterior o interno y con extractor mecánico o automático, lo recomendable es que tengan un choke medio o full sobre un cañón no menor de 26’’.

 

 

Yuxtapuestas o paralelas

 

 

Son armas ya clásicas y muy buscadas por los cazadores tradicionalistas. Desde hace muchísimos años se las emplea en caza y tiro, siendo pioneras de estas actividades. En nuestro país relacionamos yuxtapuestas con armas de dos cañones paralelos con martillos a la vista, por ser las que se introdujeron en grandes cantidades a principios del siglo XX, fabricadas en España, Italia y, principalmente, Bélgica.

 

Hoy estas armas ya pueden considerarse obsoletas, aunque quedan en funcionamiento muchas que fueron aprobadas para pólvoras modernas sin humo. La oferta de escopetas yuxtapuestas actual es amplia: empieza con marcas y modelos de precios medios hasta llegar a los límites inimaginables por su valor y acabado. Lógicamente, son armas recomendables para la caza, y hoy casi todas tienen martillos ocultos a excepciones por pedidos especiales.

 

 

 

 

 

 

 

Nota completa en la edición 489 de Weekend, junio de 2013. Si querés suscribirte a la revista y recibirla en tu domicilio, clickeá aquí.

Temas en este artículo: , ,

Un comentario en esta nota

Deja un comentario